Tel: 18 13 85 06
| 15 43 24 93

En que debes de fijarte al contratar un Crédito Hipotecario

Además de la tasa de interés que te ofrezca el banco para adquirir tu vivienda, existen elementos claves adicionales que debes revisar antes de contratar una hipoteca.

“En el actual escenario financiero, en el que la banca comercial tiene propuestas muy agresivas, relacionadas a las tasas de interés, es muy importante que todas las personas pongan especial atención en los elementos que giran alrededor de un crédito hipotecario”.

“Escoger el producto correcto va más allá de una tasa de interés baja o fija; se deben considerar también otros aspectos, como la capacidad de pago, el Costo Anual Total (CAT) y los servicios adicionales que ofrezcan las distintas instituciones financieras que operan en México, los cuales pueden ser un gran apoyo para las personas en caso de que sufran algún contratiempo que les impida cumplir con sus mensualidades”.

Un punto adicional de CAT (que representa la tasa de interés que la entidad financiera cobra, incluyendo seguros, comisiones, gastos por avalúo y gastos iniciales), en un crédito de un millón de pesos,

equivale a desembolsar aproximadamente 50 mil pesos o pagar cerca de 700 pesos mensuales más, que en un crédito a 20 años se convierte en 168 mil pesos. Esto sin importar dónde se adquiera la hipoteca.

Un punto adicional de CAT (que representa la tasa de interés que la entidad financiera cobra, incluyendo seguros, comisiones, gastos por avalúo y gastos iniciales), en un crédito de un millón de pesos, equivale a desembolsar aproximadamente 50 mil pesos o pagar cerca de 700 pesos mensuales más, que en un crédito a 20 años se convierte en 168 mil pesos. Esto sin importar dónde se adquiera la hipoteca.

Agregó que “dos personas pueden tener la misma tasa de interés, pero diferente CAT, por lo tanto el pago en cada caso será diferente.

El directivo detalló que también se debe considerar la comisión por apertura, ya que ésta puede representar entre 1 y 3% sobre el monto de la hipoteca.

Esto es, en un crédito de un millón de pesos, independientemente de con quién se adquiera, la comisión por apertura representa entre 10 mil y 30 mil pesos, misma que la persona deberá desembolsar al momento de disponer del préstamo.

Está también la comisión por administración, que puede aumentar el pago mensual de un crédito hipotecario entre 200 y 500 pesos mensuales, lo que en 20 años se convierte hasta en 120 mil pesos adicionales.

Eso no es todo: También existe la comisión por prepago, que puede representar entre 1 y 3% sobre el monto del prepago. Así, con el mismo ejemplo de un crédito de un millón de pesos, si decides prepagar la cantidad de 200 mil pesos, la comisión por ello puede ser de entre 20 mil y 30 mil pesos.

Otro tema importante a verificar es qué tipo de vivienda se quiere comprar, para hacer un presupuesto acorde con la capacidad de pago, así como asegurarse de contar con un ahorro para cubrir los gastos adicionales al préstamo.

“Cuando contratamos un crédito debemos tener recursos disponibles para cubrir el enganche, un avalúo, comisiones y la escrituración. Estas cosas muchas veces se pueden incluir en el plan, pero lo aconsejable es que no se haga o se vea la ‘letra chiquita’, porque podrían impactar en el costo y el monto mensual a pagar durante la vida de la hipoteca”,

El funcionario agregó que hay que analizar las opciones que ofrecen las diversas instituciones para hacer un comparativo que permita acceder a la mejor para uno; comparar el interés y la tasa anual total, saber que incluyen los intereses, seguros, etcétera.

Leave a comment